La cirugía plástica y sus variantes



Bajo el título de variantes de la cirugía plástica se encuentra ese conjunto de cirugías que tienen como origen la especialización de este proceso quirúrgico en una u otra rama.  Pero, aunque parten de una misma fuente no se debe englobar a estos procesos bajo un mismo término. ¿Por qué?

En primer lugar porque la cirugía plástica se refiere a todo el conjunto de operaciones que tengan como fin mejorar el aspecto del paciente, bien sea en pro de su salud o deseos, dicho de otra forma es la raíz de los campos quirúrgicos estéticos y de reparación.

En segundo lugar, la cirugía estética se diferencia de otros procesos por el simple hecho de que siempre tendrá como objetivo el mejorar la apariencia y elevar el atractivo del paciente. Esta se aplica a quienes buscan y desean sentirse mejor a través de procesos que conlleven cambios en su cuerpo. Y esta nunca se realiza por motivos de salud, es decir, engloba toda operación que busque elevar el ego, el atractivo o la belleza por simple gusto.

Por último, la cirugía reparadora o reconstructiva solo busca cambiar anomalías, heridas graves, deformaciones e incluso características propias de malformaciones en el cuerpo del paciente por medio de reparaciones en la piel u órganos. Además, a través de ellas se busca mejorar o recuperar las funciones de dichos órganos y hacer lo posible por recuperar su buen estado a la vez que se mejora la estética.

Otras formas de diferenciarlas

Si bien parece fácil determinar si una operación es estética o reconstructiva, podemos añadir detalles que aumentaran la diferencia.

Por ejemplo, si una cirugía busca aumentar el tamaño del pecho o los glúteos, realizar cambios en la forma del rostro o quitar algún detalle que no parezca adecuado o que es falto de belleza, es una cirugía estética.

Si en cambio, dicha operación realizara una mejora en la apariencia siendo el estado actual producto de un accidente, una enfermedad o una anomalía; recuperar la funcionalidad de la parte del cuerpo afectada y permitirle al paciente ser parte de la sociedad sin ser objeto de miradas indiscretas o algún prejuicio, se trata de una cirugía reparadora.

Si desea someterse a alguno de estos procesos, debe identificar cual es el que más se adapta a sus circunstancias y luego asesorarse un poco más con respecto al tema, por supuesto, esto debe ser siempre de la mano de un especialista en el área.





VOLVER